El Juzgado de lo Penal número 1 de Jaén, España, ha condenado a D.C.D., de 24 años, a pagar una multa de 480 euros -600 dólares- por un delito contra los sentimientos religiosos después de subir a Instagram un fotomontaje de un Cristo con su cara.

La sentencia, según han informado fuentes judiciales citadas por El Diario, ha sido dictada oralmente este miércoles una vez que el acusado ha reconocido en el juicio su culpabilidad y ha aceptado el pago de una multa de ocho meses a dos euros diarios, lo que supone un total de 480 euros. Su conformidad ante el tribunal ha llevado a rebajar la petición inicial de pena del Ministerio Fiscal que solicitaba la imposición de una multa de 2.160 euros, sustituible por 180 días de prisión en caso de impago.

El  Cristo de la Amargura, popularmente conocido en la Semana Santa de Jaén como El Despojado. 

Los hechos se remontan a abril de 2017 cuando el joven subió a la red social una foto de Jesús Despojado, de la Hermandad de la Amargura, en el que el rostro original había sido sustituido por el suyo, incluido el pearcing de la nariz.

La cofradía le pidió en varias ocasiones que retirara la imagen y al no obtener resultado acabaron por llevar el caso a los tribunales. Según recogió la Fiscalía en su escrito de calificación provisional el fotomontaje resultó ser una “vergonzosa manipulación del rostro de la imagen”, lo que que evidenciaba un “manifiesto desprecio y mofa hacia la cofradía con propósito de ofender”.

Opina que es gratis