Entre agosto de 2017 y julio de 2018 se talaron unos 7.900 kilómetros cuadrados de bosque en la Amazonia brasileña, la peor tasa anual de deforestación en una década, según datos oficiales del gobierno. Esto representa un aumento del 13,7 % con respecto al mismo período del año pasado.

Como señaló Greenpeace Brasil, aproximadamente 1.185 millones de árboles se talaron en un área equivalente al tamaño de 987.500 campos de fútbol.

Esta preocupante noticia llega en medio del temor de que el nuevo presidente de la extrema derecha de Brasil, Jair Bolsonaro, pueda empeorar la situación debido a su promesa de abrir más la Amazonia al desarrollo de la industria maderera.

La deforestación en la Amazonía había disminuido entre 2005 y 2011 en un esperanzador 70 %, debido sobre todo al aumento de las protecciones gubernamentales en respuesta a un creciente movimiento popular para proteger la selva tropical. Incluso entre 2011 y 2017, cuando el país entró en un período político más caótico, la disminución de la deforestación se detuvo, pero no se revirtió. El liderazgo de Bolsonaro, desafortunadamente, podría deshacer algo de ese progreso.

Pero no sólo es un problema de Brasil, hace poco hablábamos del problema de la deforestación en la Amazonia Peruana en este artículo.

En un comunicado, el ministro de Medio Ambiente de Brasil, Edson Duarte, culpó a la tala ilegal por el aumento de la deforestación en la Amazonia y pidió al gobierno que aumente la vigilancia en los bosques, según informó Reuters.

Sin embargo, Greenpeace afirma que el gobierno brasileño no está haciendo lo suficiente para detener la deforestación. Además, con Bolsonaro al mando, “las predicciones para el Amazonas (y para la lucha contra el cambio climático) no son buenas”.

La pérdida de bosques crea un desagradable bucle de retroalimentación sobre el cambio climático. Los bosques son un importante sumidero de carbono, y la deforestación añade más dióxido de carbono a la atmósfera.

En el nuevo informe del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático , en relación con la limitación del calentamiento del planeta a 1,5 ºC por encima de los niveles preindustriales se señala que la plantación de más árboles y el mantenimiento de los árboles existentes son esenciales para alcanzar ese objetivo.

Opina que es gratis