El gobierno de Iván Duque ha tratado de salvar el pellejo del fiscal Hector Humberto Martínez en la investigación que atraviesa por el caso Odebrecht y la razón sería tan simple y grave como que el Grupo Aval, socio en Colombia de Odebrecht, habría financiado más del 66 % de la campaña presidencial del delfín de Álvaro Uribe.

Según un documento enviado a la Corte Suprema de Justicia por el Instituto Inernacional de Estudios Anticorrupción -dado a conocer por Caracol Radio- el Banco de Bogotá, integrante del Grupo Aval, prestó a la campaña del presidente Duque mas de $15.000 millones de pesos (unos 3 millones de dólares), lo que representa más del 66 % de los ingresos para las presidenciales del 2018.

El documento del Instituto liderado por el ex secretario de Transparencia de la Presidencia, Camilo Enciso, advierte del conflicto de intereses del jefe de Estado, que existiría para presentar la terna para el fiscal ad hoc, que adelantará las investigaciones en el caso de corrupción de Odebrecht.

Según la institución es importante tener en cuenta, “que el Banco de Bogotá es una entidad financiera perteneciente al Grupo Aval, grupo empresarial vinculado con Corficolombiana, socia minoritaria de la Concesionaria Ruta del Sol II. A su turno, la Concesionaria Ruta del Sol II, según ha conocido el país, se ha visto involucrada con el caso de corrupción que hoy captura la atención de todos los colombianos”.

Precisa en su carta que en primera vuelta, la campaña del actual Presidente de la República, “hoy nominador de la terna para el cargo de Fiscal Ad Hoc”, obtuvo dos créditos por un valor total de $9,709,999,000, “correspondientes al 58,75 % del total de los ingresos de la campaña en esa fase”.

En segunda vuelta, la campaña obtuvo un tercer crédito por el valor $5.500 millones de pesos, equivalentes al 88,7 % de los ingresos obtenidos en ese periodo.

De manera que los créditos concedidos por el Banco de Bogotá a la campaña ascienden a la suma de $15.209 millones de pesos, “correspondientes al 66,92% del total de los ingresos de la campaña presidencial”.

En su carta a la Corte el Instituto advierte que la campaña del actual mandatario fue beneficiaria de al menos tres créditos otorgados por el Banco de Bogotá, entidad financiera del Grupo Aval y señala, que justamente el presidente electo acaba de nominar ante la Corte Suprema de Justicia a tres candidatos para ocupar el cargo de Fiscal Ad Hoc, “cuya función será investigar los delitos cometidos por políticos, funcionarios, y agentes y administradores de Odebrecht y de los vehículos de inversión usados por el Grupo Aval para el desarrollo y financiación de los proyectos de Ruta del Sol”.

En la misiva el ex secretario Enciso sugiere a la Corte que se autorice a la Comisión Nacional de Lucha Ciudadana contra la Corrupción, que postule a 9 candidatos con idoneidad e imparcialidad para adelantar las investigaciones.

Opina que es gratis