El macho es macho sin importar la acera política y eso no es un piropo. El macho absurdo, que cree que la dignidad de las mujeres está relacionada con el género o el sexo, no discrimina de bando y hoy en Colombia apareció uno en el Parlamento dentro del partido Alianza Verde.

Se trata del diputado León Fredy Muñoz que esta semana creyó prudente llamar “zorrita” a su colega Gloria Betty Zorro, del partido Cambio Radical. 

En su excusa floja, el congresista asegura que se trató de un diminutivo al apellido de su colega.

Según relata la prensa local, los hechos se produjeron luego de que algunos sectores de la bancada de oposición  -a donde pertenece el machito- realizaran un acto simbólico en la plenaria de la Cámara en el que usaron cajas que son, según ellos, los “regalazos tributarios” de Navidad del Gobierno a los empresarios del país.

Esto porque esta semana el Parlamento tramita la reforma tributaria de Iván Duque, rechazada ampliamente por suponer un alza de impuestos para los más pobres y beneficiar al sector empresarial.

La representante Gloria Betty Zorro le dijo al diario El Tiempo que los opositores llegaron a la plenaria de la Cámara “con las cajas”, se ubicaron al lado de la Mesa Directiva, “diciendo que eso era lo que el Congreso iba a recibir de regalo por parte de los empresarios por aprobar la reforma”.

“Yo me dirigí a ellos y les dije que esa no era la manera de controvertir y que me parecía bochornoso porque esos actos son los que dejan una muy mala imagen del Congreso”, afirmó la representante.

En ese momento, según la congresista, el representante Muñoz se dirigió a ella y le dijo “cállese zorrita”, lo que generó indignación entre los testigos del hecho.

“Yo le dije ‘a mí me respeta, yo nunca lo he irrespetado (…) Soy una mujer orgullosa de llevar los apellidos que llevo’”, afirmó ella.

Ante los hechos, varios representantes de Cambio Radical, el partido de la congresista Gloria Betty, e incluso de la misma bancada del representante Muñoz le hicieron ver la payasada que acababa de hacer y Muñoz se disculpó personalmente.

“Me presento ante usted reconociendo que mi manera de actuar fue inadecuada, obedeciendo ello a mis tradiciones culturales en las que para referirnos cariñosamente a las personas usamos diminutivos”, reza una carta en la que Muñoz le reiteró sus excusas a la congresista.

Desde Alianza Verde, el partido de Muñoz, el representante a la Cámara Mauricio Toro lamentó “profundamente” el incidente. “Alianza Verde rechaza y no acepta este tipo de comportamientos”, afirmó Toro.

Opina que es gratis