Luego de la polémica generada en el colegio San Francisco de Quito, en Santiago de Chile, después de que un grupo de alumnos de tercero medio se negaran a leer una obra de Pedro Lemebel, el profesor de lenguaje de dicho recinto fue despedido. 

De ello da cuenta un reportaje de El Dinamo, que señala que los estudiantes en cuestión consideraron como “asqueroso” al autor debido a su orientación sexual. Tras ello, el profesor presentó una licencia psiquiátrica de dos meses por el Instituto de Seguridad del Trabajo (IST). Luego fue al Liceo Presidente José Manuel Balmaceda, y el 31 de diciembre pasado, fue informado de su despido. 

El docente recibió un decreto de la alcaldía en que se justifica su despido. Entre los argumentos se señala la “reorganización de la entidad de administración educacional, en conformidad al informe de desempeño docente elaborado por el director del establecimiento, fundamentado en que el docente no se articula con los valores del Proyecto Educativo Institucional (PEI) y en concordancia con el Plan Anual de Desarrollo de la Educación Municipal (PADEM)”. 

Sin embargo, el docente aseguró, en conversación con el citado medio, que su despido responde a “una medida de represión en mi contra. Este era mi tercer año en la comuna de Independencia y mi trabajo pedagógico jamás había sido cuestionado en evaluaciones y era intachable”.

Pero este no es el único caso. El Dínamo también hizo referencia al caso de una profesora, quien pidió a los estudiantes que dibujaran qué era para ellos la tolerancia y la libertad de expresión. Una de las imágenes fue la de dos hombres besándose. 

La docente sostiene que la Unidad Técnica Pedagógica (UTP) la reprendió debido a que “no se podía hablar de homosexualidad en la escuela”.

“El director me señaló que era por desempeño y cuando le pregunté cómo era mi desempeño no supo responder nada técnico. De hecho ni siquiera se le preguntó a mi coordinadora del programa de integración sobre mi evaluación. Entonces, frente a esta situación, yo deduzco que mi despido es por mi pensamiento distinto, porque yo he dejado en claro que este es un colegio machista, sexista, y eso también ha afectado mi adaptabilidad acá”, dijo. 

Alumnos de un colegio de Chile no quieren leer a Pedro Lemebel por gay

Opina que es gratis